Suscripciones
Inicio Archivos 2020

Archivos Anuales2020

0

En la entrada de hoy voy a escribir sobre el  liderazgo del entrenador de baloncesto en formación . Ideas adaptadas de  José María Buceta vía Jornadas del día del entrenador de Baloncesto de la Comunidad de Madrid.

  • El entrenador  no juega a baloncesto , los jugadores son los protagonistas.
  • Nuestro objetivo es que nuestros jugadores sean mejores en todos los aspectos.
  • Un objetivo fundamental como entrenadores es mantener el interés de los jugadores en el baloncesto.
  • Tenemos que ser capaces de que nuestros jugadores sean capaces de auto entrenarse , es decir , desarrollar autonomía (Empoderamiento de los jugadores).
  • Tenemos que ser un ejemplo y liderar en valores.
  • Cuando nos hacemos cargo de un equipo , lo primero que debemos saber.
    • ¿Por qué están los jugadores practicando baloncesto?.
    • ¿ Por qué en este club?.
    • ¿Qué objetivos tienen?.
    • ¿Puntos fuertes , débiles y que puedes aportar al equipo?.
      • Este último apartado también lo respondemos nosotros y con los dos puntos de vista nos  reunimos y planificamos los objetivos individuales  del jugador.
      •  Es fundamental que todos los jugadores tengan un objetivo de mejora y que sea compartido entre entrenador y jugador.
      • Planificar objetivos colectivos e individuales.
      • Estos objetivos hay que analizarlos y evaluarlos cada 3 o 4 meses.
  • Es importante que cada jugador tenga un objetivo de mejora en cada entrenamiento (objetivo prioritario) porque esto le hará enfocar la atención , aumentar la concentración y nos permitirá una mayor calidad de entrenamiento .Es bueno que a partir de mini 2º año se pongan ellos los objetivos en cada entreno.
  • Establecer prioridades.
  • Durante el partido.
    • Períodos de participación activa (sólo reforzar).
    • Períodos de pausas ( Corregir, aclarar).
  • Como entrenadores debemos controlar nuestras emociones , porque nuestro estado anímico se lo trasmitimos a los jugadores.
  • Entrenamientos:
    • 60% cosas que sepan hacer.
    • 40% cosas que no sepan hacer tan bien ( esta parte irá al principio del entrenamiento).
      • esto nos permitirá mejorar la confianza y el aprendizaje.
  • Nuestros jugadores deben entender que el baloncesto es un deporte de acierto y error y que no pasa nada por fallar. (Utilizar sus modelos a seguir para fortalecer esta idea).
  • Generar desde el primer momento un espíritu de equipo.
  • Comunicación con los padres mejor en persona siempre que vía redes sociales.

Cristina Luz

Directora Técnica del Tübingen Tigers (Alemania)

Entrenadora asistente de la selección femenina U17 de Alemania

Directora del blog coachcristinablogspot.com

0

Os presento dos gráficos de movimientos de ataque con opciones rápidas de finalización: 1) Ascensor -Elevator (blind screen) y Corte Iverson con continuación interior).

Diagrama nº1 (Elevator) y diagrama nº2 (Iverson Cut-salida interior)

En la primera de las opciones iniciamos el ataque con una formación en “T”, el base se desplaza a un lado botando y en el interior de la zona se produce un bloqueo ciego vertical del jugador nº2 al nº5 (parecido a un movimiento de “Ascensor-Elevator” pero con un solo bloqueador. El base puede pasar bajo aro al nº5 (Alley oop) o puede pasar al nº2 que tras bloquear se abre al perímetro para tirar de tres.

 

En el segundo diagrama se realiza un Cut Iverson (corte de un alero apoyado en uno o dos bloqueos horizontales consecutivos), pero en lugar de abrirse para tirar después del bloque hace la continuación hacia el interior para recibir debajo del aro tras pase desde el poste nº4.

Eduardo Burgos

Colaborador de Entrenandobasket

Director del Blog de baloncesto Viveelbasket

0
Hoy he estado el partido que en categoría junior masculina han jugado Maristas y UCB de Córdoba. Pues bien UCB ha tenido en sus manos la última posesión de partido a falta de 11 segundos cuando perdía sólo de un punto (49-48), tras cometer una violación de pasos Maristas.

Alberto y Chus (tándem técnico) de UCB, pidió tiempo muerto y trasladó el saque al campo rival  diseñando la jugada que a continuación os voy a describir, a pesar de que la jugada no terminó en canasta a mi me pareció una buena idea la planificada por los entrenadores de UCB.

Las jugadas de finales de partido a veces salen bien y otras mal, hay veces que se hace fielmente lo que dice el entrenador y hay ocasiones en que los jugadores se salen del guion y toman decisiones propias en función de las reacciones defensivas, voy a exponeros lo que se hizo y lo que se había planificado.

No trato con esto de criticar nada ni mucho menos, situaciones de estas se dan con bastante frecuencia en finales de partido, no olvidemos que son jugadores juniors en pleno proceso de formación y que se equivoquen forma parte de este proceso. Solamente se equivocan los que están en la cancha, no se equivocan ni los que están n el banquillo ni los que están en la grada y tampoco debemos obviar que desde la barrera se ven muy bien los toros.

LA JUGADA DISEÑADA

Diagrama nº1 (Meter balón en el campo) y diagrama nº2 (La finalización diseñada)

Antes que nada una pequeña explicación para entenderla mejor, Alberto puso en liza a cuatro exteriores y un pívot (este capaz de tirar de tres), partió de la típica formación en caja (dos jugadores en los codos-elbows de la pintura y dos en poste bajo).

Puso de sacador a su hombre referencial con doble objetivo (nº3), descolocar lo planificado por el rival que posiblemente pensara que el balón se le daría a él y que tras sacar fuera a recibir mano a mano e intentar jugar un uno contra uno con su defensor.

 

En la parte alta del perímetro por el lado del sacador puso a su base (nº1), la misión de este era hacer una finta de recepción y sacar a su defensor de la botella y dejar mas espacio para los definidores del ataque. En el poste bajo por el lado del sacador al nº4 (que es en realidad un alero alto con capacidad de penetrar y tirar), a los otros dos jugadores los mandó abiertos al otro lado del campo, el nº5 arriba como si de un alero se tratara y el escolta nº2 (buen tirador), en la esquina.

La jugada comenzaba, con el base fintando para crear espacios y el nº4 haciendo una finta de ir y volver para recibir el pase del nº3, tras recibir podía jugar un mano a mano con el sacador o fintar hacer un mano a mano y no darla yéndose a canasta, diagrama nº1.

Si esto no era posible el nº3 devolvía pase al nº4 y este penetraba con el campo abierto (finalización con entrada, tiro corto o bombita), si él no culminaba en función de las ayudas que pudiera recibir dobla balón a las esquinas (nº3 y nº2) o al nº5 (parte alta del perímetro), diagrama nº2.

Diagrama nº3 (Meter balón en el campo) y diagrama nº4 (Finalización real)

Pues bien en el diagrama nº3 y nº4 podemos observar lo que verdaderamente se hizo en el campo, lo diseñado en el diagrama nº3 se hizo exactamente tal como se había planificado, sin embargo en el diagrama nº4 podemos ver como el atacante nº4 se vio solo y tomó la decisión de tirar de tres después de recibir el pase de vuelta del nº3, triple que no anotó (todavía había 4 segundos y 9 décimas disponibles).

Tras fallar el tiro hubo que hacer falta forzosa para que el rival fuera al tiro libre y no falló ganando al final Maristas de tres puntos, un partido que tuvieron en sus manos los jugadores del UCB. Con esto solamente analizo el momento e invito a la reflexión, ¡juzguen ustedes!

Eduardo Burgos

Colaborador de Entrenandobasket

Director del Blog de baloncesto Viveelbasket

0

En la entrada de hoy voy a escribir sobre como ayudar a nuestros jugadores a gestionar la frustración. Ideas adaptadas de Assesport.

  •  Expectativas
    • suele ser una de las causas principales , esperar una cosa y que suceda otra.
      • Establecer objetivos.
      • Análisis de expectativas.
      • Objetivos en Zigzag. Evitar pensamiento dicotómico de todo o nada.
      • Análisis de posibilidades y búsqueda de conductas alternativas.
  • Reestructurar pensamientos 
    • Ser capaz de detectar y escapar de bucles de pensamientos negativos.
      • Parada de pensamientos. Palabra o imagen clave.
      • Entrenar pensamientos alternativos.
      • Entrenar visualización: Anticipar las opciones que pueden suceder.
  • Control emocional 
    • Detectar emociones psicológicas y control de las mismas.
      • Entrenar reconocimiento de emociones.
      • Sacar de la situación- tiempo fuera.
      • Respiración.
      • Auto instrucciones.

 

Cristina Luz

Directora Técnica del Tübingen Tigers (Alemania)

Entrenadora asistente de la selección femenina U17 de Alemania

Directora del blog coachcristinablogspot.com

0

Una de las premisas que deberían tener todas las organizaciones, concretaremos, en los clubes, es la meritocracia.Esta amplía la fuente de talentos, cualquier miembro puede llegar a ocupar un lugar preferente dentro de la estructura, porque nadie queda excluido desde el inicio.

Es necesario fomentar un pensamiento global de que todos pueden desarrollar sus capacidades y ser una fuente de talentos.Cada miembro podrá ocupar dentro de una estructura el mejor espacio desde donde contribuya al conjunto.Detectar los espacios claves y que sean ocupados por personas con las capacidades adecuadas para planificar y ejecutar las directrices marcadas, determinará la solidez de una organización.

Los clubes que progresan son aquellos en que le dan trascendencia a los recursos humanos y crean un sistema que potencie los talentos que tiene cada individuo.

Debemos iniciar procesos que trabajen en la dirección de que sus miembros asuman la responsabilidad de gestionar sus capacidades con la motivación de crecer, con una ambición sana.

Debemos proyectar colectivos donde la meritocracia acabe con los símbolos de estratificación jerárquica, en la mayoría de organizaciones siguen estando de moda los status quos. Entiendo que el primer paso para mejorar las cosas consiste en hacer cosas mejores, y para conseguirlo necesitamos crear talento.Necesitamos del talento para evolucionar, y salir de las estructuras barrocas.

A los miembros de un club se les  debe proporcionar medios para que crezcan y evolucionen al máximo de sus talentos.Creando un espacio en el que exista: energía, creatividad e innovación, esto nos ayudará a tener una fuente de talentos, y consecuentemente a tener mejores directivos, entrenadores y jugadores.

Cuando medimos el crecimiento solo en términos de reconocimiento, ganar, dinero…Estamos destinados a crear un vacío vital.Por eso, necesitamos crear culturas que ayuden a sus miembros a ser su mejor versión.

I’M AFRAID TO JUMP: JUMP!!!

Francesc Canals

Entrenador Superior

Director de I am Winners

0

Día tras día te sientas delante de tu pizarra, de tu libreta, del ordenador… y preparas una y otra vez tus sesiones de entrenamiento para dar lo mejor cada día de trabajo. Muchas veces tus sensaciones son buenas, son las mejores y piensas que va todo controlado de cara al fin de semana.

Poco a poco, y a medida que te vas sentando en más partidos al frente de un equipo adulto te das cuenta de que hay tantísimos factores que no habías tenido en cuenta… bien porque crees que tus jugadores ya lo deberían de saber, son cosas que no hay que decirle a un jugador senior nacional, no tengo tanto tiempo como quisiera de pista y voy a priorizar el trabajo ¿Esta es la idea correcta? ¿Quién dijo que la formación terminaba?

Gracias a ponerme al frente de un equipo senior nacional masculino he podido aprender muchas cosas, darme cuenta de que realmente hay tantas cosas que seguir trabajando y otras muchas que deberíamos trabajar desde que nuestros jugadores son mucho más pequeños… Nuestro inicio de liga no ha sido fácil, hemos llegado a las tres derrotas consecutivas. Es cierto que ha medida que han ido pasando los partidos las sensaciones y los errores han ido mejorando, pero ha habido dos factores determinantes para que esa ansiada victoria no llegara hasta el 4 partido. El rebote y las pérdidas de balón.

Hoy me voy a centrar en el rebote. Creo que es un fundamento muy poco trabajado pero que al final tiene una importancia vital para los buenos resultados. Hablando de nuestro equipo… en los primeros tres partidos nos cogieron más de 15 rebotes ofensivos, es decir, más de 15 veces que permitimos una segunda opción de tiro, más de 15 veces que no corremos tras rebote, más de 15 veces que tenemos que seguir defendiendo y en definitiva, que no tenemos el balón.

Si buscas en internet la definición de rebote nos dice que “es el acto de conseguir la posesión del balón después de un lanzamiento de campo o de un tiro libre fallado. Son uno de los objetivos fundamentales de los jugadores altos de un equipo, aunque cualquier jugador en pista puede intentar conseguirlos”.

En mi opinión esto ha cambiado ya que no solo depende ya de los jugadores altos de un equipo, en categorías de formación muchas veces no tenemos jugadores altos, o todos son altos, normalmente no tenemos esas posiciones marcadas y esto debe de ser un trabajo de todos. Si hablamos de categorías superiores muchas veces incluso no estamos defendiendo al hombre y en una defensa zonal encontramos que uno de nuestros pequeños queda emparejado con un grande del otro equipo y todavía tenemos que focalizar más la atención en no permitir que ese jugador coja el rebote.

He estado desde la primera jornada comentando esto con muchos entrenadores con los que convivo en mi día a día y he llegado a la conclusión de que controlar el rebote defensivo es determinante, pero que atacar el rebote ofensivo nos permite que el otro equipo no corra, así es que intento darle una importancia en las sesiones que a lo mejor antes no le hubiera dado.

 Me gustaría presentaros un par de ejercicios que he podido grabar, entre otros muchos que hemos trabajado, y una serie de normas sobre las que hablamos y que, en mi opinión, nos han ayudado totalmente a conseguir nuestra primera victoria, justo, y a lo mejor es casualidad, el día en que dejamos el equipo rival en menos de 10 rebotes ofensivos, los cuales fueron todos en la primera parte del partido. (al descanso íbamos 16 abajo y terminamos ganando el partido de 10)

https://www.youtube.com/watch?v=A9Tq6EVtDBY

Normas sobre las que hemos trabajado.

  •  Reacción tras un tiro, tanto en ataque como en defensa, hay un tiro y tiene que haber una reacción.
  •  Contacto siempre dentro de la zona, ningún jugador entra al rebote limpio.
  •  Defensivamente no es tanto que yo lo coja como que mi jugador no lo coja.
  •  Ganar espacio para poder atacar el balón.
  •  Físicamente: controlar tanto el timing de salto, como tener la estabilidad suficiente para saltar mientras aguantas choques, dureza en los contactos.
  •  Ser inteligente sabiendo a quien defiendes (si ataca el rebote, si soy superior físicamente…)
  • La defensa no termina hasta que tenemos el balón.
  • En ataque no me quedo parado, si no bajo al balance tengo que entrar como loco a por el rebote ofensivo.

Cuando yo era jugadora no es algo en lo que mis entrenadores hubieran incidido con especial atención o era algo que yo tenía muy interiorizado y no necesitaba que me lo repitieran, pero a medida que vas viendo más baloncesto te das cuenta que son fundamentos que deberíamos de hablar mucho más en categorías de formación, que es un fundamento más a tener en cuenta a la hora de hacer un scouting del otro equipo y que seguramente y en mi equipo en concreto si controlamos esas segundas opciones de tiro del otro equipo o tenemos más tiros tras canastas falladas podremos competir el doble que si no lo tenemos en cuenta. Me encanta seguir aprendiendo día tras día, de los propios fallos y me encanta poco a poco que a través del trabajo aparezcan resultados.

GRACIAS POR EL TRABAJO, VAMOS A POR LA SEGUNDA.

Cristina Miguel de la Rosa

Directora Técnica del Club Náutico (Sevilla)

Directora del blog Del Balón a la Pizarra 

0

Esta jugada de saque de banda se la vi hacer el domingo al equipo cordobés del Dobuss Córdoba Basket  cuando quedaban unos 3 segundos para finalizar el partido que jugaron contra el CB El Palo de Liga Nacional 1 femenina.

 

A pesar de que no terminó en canasta, me pareció una buena acción estratégica de su entrenador Miguel Ángel Luque, tras tiempo muerto trasladó al equipo en cancha contraria y diseñó un saque de banda con dos maniobras de engaño de exteriores, para meter el balón al pívot elegido en poste bajo.

Sacó de banda la alero nº3 (Raquel Pérez), el equipo se colocó en una formación en caja (dos jugadores arriba en los codos de la pintura (elbows) y otras dos jugadoras situadas en los postes-bajos.

La jugadora nº1 (Sandrá Borrego), se abrió fuera de la línea de tres para impedir que su defensora colapsara la zona ayudando (maniobra de engaño).

Por línea de fondo la jugadora nº2 (Lidia muñoz), buscaba la esquina apoyada en un bloqueo indirecto horizontal de la pívot nº5 (Marta Martínez),  (otra maniobra de engaño).

Una vez que la jugadora nº5 (Marta Martínez) bloqueaba a la defensora de la nº2 y tras bloquear pedía el balón a la sacadora, intentando ganar la posición a su defensora recibiendo por delante para jugar un 1c1 a muy poca distancia del aro.

La jugadora nº4 (Luz Marina Montilla), no intervino en este caso en la jugada. Como dato curioso en esta jugada el entrenador jugó con cuatro exteriores y un solo pívot, por eso situó a Luz Marina e aunque es un alero, se colocó dicha posición.

Eduardo Burgos

Colaborador de Entrenandobasket

Director del Blog de baloncesto Viveelbasket